Conoce las Ventajas del Yoga para Niños

Seguramente alguna vez habrás oído hablar del yoga o lo habrás practicado al menos una vez en tu vida, se trata de un conjunto de técnicas para el desarrollo de capacidades físicas y energéticas, de habilidades psíquicas y de la conciencia espiritual, que aportará equilibrio a tu vida.

Aunque suene bastante filosófico, el yoga es una técnica que se adapta a las necesidades del ser humano, por ello se ha convertido en una tendencia entre las madres modernas y sus hijos. ¿Te atreverías tú a sumar a tu hijo a la honda del yoga?

Lo que el Yoga puede hacer por tu Hijo

Es importante saber que cuando un niño practica yoga esta técnica le permite adquirir conciencia de su propio cuerpo, aprender a reconocer cada una de sus partes y a adoptar buenas posturas para evitar futuros problemas, como por ejemplo, de espalda. Además, fortalecen los músculos y adquieren mayor flexibilidad.

Además, en el plano mental los ejercicios de respiración consiguen relajar la mente y calmarles. El yoga les ayuda a concentrarse mejor, elimina el estrés y los complejos y estimula su parte creativa. Asimismo, en el yoga para niños se fomenta el compañerismo y la amistad, ya que muchas veces se trabaja por parejas o en grupos. El respeto hacia el medio ambiente, la paz, o el amor son temas que juegan un papel importante en cada una de las sesiones.

¿A qué Edad mi Hijo puede Practicar Yoga?

Lo recomendable es que a partir de los 3 o 4 años los niños puedan empezar a practicar yoga. Comúnmente se hacen grupos en función de las edades para adaptarse a las necesidades de cada etapa. Es fundamental que los niños en la etapa de los 4 años se les estimulen los sentidos y el movimiento, en tanto que los de 7 años o más ya deben iniciar el desarrollo de sus habilidades, por ello es vital que al practicar yoga se les agrupe según su edad y etapa de crecimiento.

Lo que Debes Saber de una Clase de Yoga para Niños

Si has asistido alguna vez a una sesión de yoga, tal vez te resulte difícil imaginar cómo puede ser una clase para los más pequeños. Efectivamente no es el mismo tipo de clase de yoga que recibe un adulto, el yoga para niños se basa en una especie de sesión de juegos, para que se sientas en libertad y disfruten la técnica.

Por ello, los instructores de esta disciplina suelen utilizar bailes, canciones, dibujos, cuentos, y otros recursos a través de los cuales se integran las posturas, las técnicas de relajación, los mandalas. Igualmente se practica un poco de meditación, un ejercicio con múltiples beneficios para los infantes.

  • 1/
Si te gusto este Artículo presiona el Botón Compartir
Articulos Relacionados de Maquillaje

Te Puede Interesar Leer

loading...