Niños Inusualmente Limpios

Se sabe que cuando los niños no tienen ese proceso de explorar con sus manitas, hay un problema grave de senso percepción, es decir, les estamos quitando una parte importante de su desarrollo que les impide disfrutar de nuevas texturas y generar más curiosidad por lo que los rodea, por ejemplo, los pequeños inusualmente limpios, tienen un rechazo por la suciedad, conforme van creciendo, tienen ganas de tocar las cosas que tienen en su entorno, por instinto natural, pero al mismo tiempo tienen las palabras o imagen de su mamá negando esa acción y entran en conflicto sobre hacerlo o no.

Los niños en estos casos, en cuanto se ensucian van corriendo a lavarse las manos, esto lo hacen inmediatamente porque la sensación que conocen solamente es la de limpieza, así que pueden comenzar a llorar por desconocer esa sensación, es algo nuevo, pero el problema puede ir más allá, puede tener un rechazo a lo sólido en cuanto a la comida, es decir, a los seis meses que conocieron las papillas, se quedan con esa impresión de que así es la comida y no quieren comer nada picado ni en otra presentación y se puede dar esta situación cuando tienen un rango de edad de 2 a 3 años y para ellos, lo que es natural es beber leche, por lo que ingieren en exceso, lo cual debemos decir que es una deficiencia de nutrientes ya que si bien la leche genera una buena ingesta de calorías, no les aporta todo lo necesario para un buen desarrollo.

Los papás que han generado niños inusualmente limpios se enfrentan a un problema grave que será ayudarles a sus hijos a quitar esas barreras y abrirse al mundo, tendrán que trabajar muy duro con ellos, incluso con ayuda de un profesional como un psicólogo o especialista en desarrollo y senso percepción para que el niño vaya aceptando los cambios en su manera de juego y en su alimentación, por lo que harán ejercicios como: jugar con pelotas que tengan diferentes texturas, hacer masa con las manos, utilizar tierra y agua para hacer lodo y de ahí pasteles, usar costales que tengan semillas para meter las manos y hasta involucrarse con mamá en preparar algo de comida o adornar el plato para que poco a poco se abran esos sentidos y las ganas de conocer el mundo, recuerden que hay que dejar que los niños se ensucien, se arrastren y exploren, siempre con seguridad, porque así crecen.

  • 1/
Si te gusto este Artículo presiona el Botón Compartir
Articulos Relacionados de Maquillaje

Te Puede Interesar Leer

loading...