Una Deliciosa Sopita para la sana Alimentación de tu Bebé

La alimentación de los bebés es un menester que requiere dedicación e imaginación por parte de los padres. Aunque nuestros pequeños están en pleno desarrollo y crecimiento y su paladar es “virgen” pues no conoce todos los exquisitos sabores de la comida, es bueno que variemos su dieta –siempre siguiendo las indicaciones de su pediatra- e incluyamos sopitas y cremas que le den los aportes nutricionales que requiere. Hoy te mostramos cómo hacer una deliciosa crema de auyama para que tu bebé se inicie en el mundo de las sopas.

Crema de Auyama

La auyama o calabaza es una hortaliza con alto contenido en beta-carotenos, convirtiéndola en un alimento adecuado para los niños desde el punto de vista nutricional. Además, su color puede resultar llamativo y atractivo para los más pequeños.

Ingredientes:

  • 600g de calabaza madura, pelada y sin semillas

  • 40g de queso parmesano

  • 50 g de mantequilla sin sal

  • Aprox. 1/2 l. de caldo de verduras o de pollo

  • Sal y pimienta

Preparación:

Cortar la calabaza en dados de 2 cm. Calentamos una sartén grande o una olla y derretimos la mantequilla. Añadimos la calabaza en dados a la mantequilla derretida con una pequeña cantidad de sal y una pizca de pimienta negra fresca. Colocamos la tapa de la olla o sartén, para que la calabaza ‘sude’. Revolvemos de vez en cuando, no dejando que la calabaza se oscurezca. En aproximadamente 5 minutos la calabaza comenzará a ponerse transparente. Tan pronto como la calabaza comienza a coger color agregamos el caldo de pollo hasta cubrir (o un poco más si queremos la crema menos espesa), llevamos a ebullición, reducimos el fuego a fuego lento y cocinamos el caldo durante 20 minutos. Cogemos un trozo de queso parmesano, cortamos el queso en trozos pequeños. Añadimos el queso parmesano a la sopa y cocinamos otros 10 minutos. Dejamos enfriar y lo pasamos por la batidora o licuadora, hasta que nos quede una textura cremosa y sedosa. Si está muy espesa, la podemos hacer un poco más líquida añadiéndole un poco más de caldo o de agua. Lo pasamos por un colador, la probamos y la ajustamos de sal si fuera necesario. Para servir la sopa llevamos de nuevo a ebullición, la sacamos del fuego y la servimos.

  • 1/
Si te gusto este Artículo presiona el Botón Compartir
Articulos Relacionados de Maquillaje

Te Puede Interesar Leer

loading...